Húngaros, croatas, rumanos, eslovacos y checos

- Actualizado: 20 Jun 2015

El Imperio Austrohúngaro fue un estado europeo nacido en 1867, tras el Compromiso Austrohúngaro que reconocía al Reino de Hungría como una entidad autónoma dentro del Imperio Austríaco, a partir de ese momento, Austrohúngaro.

Lo que era el Imperio Austrohúngaro se reparte actualmente en trece estados europeos que son en la actualidad las naciones de Austria, Hungría, República Checa, Eslovaquia, Eslovenia, Croacia, Bosnia-Herzegovina y las regiones de Voivodina en Serbia, Bocas de Kotor en Montenegro, Trentino-Alto Adigio y Trieste en Italia, Transilvania y parte del Bánato en Rumania, Galitzia en Polonia y Transcarpatia (región Subcarpática) en Ucrania.

Este cambiante mapa de Europa hace que rastrear a los inmigrantes húngaros, croatas, eslovacos, checos (bohemios) y rumanos sea difícil. Como inmigrantes provenían del entonces Imperio Húngaro o después del Imperio Austro Húngaro y fueron registrados como "húngaros" o "alemanes" por las oficinas de inmigración independientemente de su origen étnico.

Entre 1848 y 1849 la dio lugar a la primera oleada de migración que se dirigió hacia América del Norte. Los números fueron pocos en relación a la inmigración que  comenzaría en la década de 1880, a partir de ese año el número de emigrantes que salieron del país aumentó de manera espectacular.

Cabe señalar que el gobierno húngaro trató de limitar la distribución de propaganda de la emigración en Hungría. En 1881 se promulgó una ley sobre la emigración que prohibía el funcionamiento de agencias de emigración en Hungría. Hasta 1900 esta legislación fue el principal medio legal de desalentar la emigración de Hungría.

Esta ley obedecía a una visión de la época que consideraba que la emigración se debía a la propaganda falsa de los agentes de emigración que engañaban a las masas sin educación. Independientemente de los méritos de este argumento, la ley aprobada tuvo un impacto muy limitado sobre la emigración. De hecho, Hungría experimentó sucesivamente mayores tasas de emigración a lo largo del período 1881 a 1900.

Un poco más estricta fue la ley aprobada en 1903, que requería controles estrictos en las fronteras y limitaba la emigración de personas en edad de reclutamiento militar.

Una tercera ley se promulgó en 1909, la misma aplicaba sanciones para los inmigrantes ilegales y exigía el pago de una tasa de emigración y el otorgamiento de permisos a las personas en condiciones de prestar servicio militar.

Ninguna de estas leyes pudo ser aplicada. El importante tráfico entre Austria, Hungría y Alemania, la facilidad de los cruces fronterizos, y la gran experiencia a disposición de los posibles emigrantes sobre las formas de eludir la detección hizo que la identificación de los emigrantes ilegales fuera muy difícil.

Informes de la policía y otros organismos de la época declaran que estas leyes no tienen impacto significativo en el continuo aumento de las tasas de emigración.

Hungría era fundamentalmente un país agrícola con la mayoría de las tierras en manos de los ricos aristócratas. La generó un cambio de política en el Imperio Austro Húngaro. Muchas familias veían una oportunidad económica en el envío de sus hijos a América, con la esperanza de que él enviara dinero para ayudar a su familia.

La esperanza de América también fue cuidadosamente cultivada por una gran empresa económica en cadena que se extendía desde Viena y de París a Londres, Nueva York y Montreal. Banqueros, agentes de viajes, empresas de vapor, los ferrocarriles, y los gobiernos participaron en la promoción de la emigración, y se esperaba que en el regreso también.

La subvención de la emigración se consideraba generalmente una inversión más segura ya que los flujos de efectivo y de las remesas de dinero provenientes de América proporcionaban más seguridad que la producción de una parcela de doce hectáreas, que el banquero, en todo caso, había tomado como seguro por el préstamo para emigrar.

El Gobierno austriaco colaboró fomentando la emigración de los trabajadores a otras partes del imperio austro-húngaro y al  extranjero. Los hombres jóvenes recibían generalmente un pasaporte temporario que aseguraba que regresarían a completar su servicio militar.

Las salidas de estos inmigrantes a veces se realizaba a través del , pero la ruta fue más favorecida fue a través de o

Fuentes:
http://ist.uwaterloo.ca/~marj/genealogy/europesouth.html
http://es.wikipedia.org/wiki/Austria-Hungr%C3%ADa